Unión, fuerza y estrategia
Una alianza para ofrecer nuevas oportunidades profesionales

Icono ventana

Roberto Cardiel Buendía

Asociación Mexicana de Agencias de Publicidad



Durante los cincuenta y los sesenta, la industria publicitaria experimentó una época de esplendor, conocido como Edad de Oro de la Publicidad. En esa época, Estados Unidos vio nacer a una serie de agencias que profesionalizaron la industria y la colmaron de valor a través del establecimiento de estrategias creativas, de ideas innovadoras y de un elemento que actualmente es indispensable en el campo de la mercadotecnia y la publicidad: la construcción de la marca.

Hoy, a casi setenta años de sus primeros ejercicios, la publicidad se ha consolidado como una industria de alcances globales, indispensable para empresas pequeñas, medianas y grandes. Desde luego, al ser un negocio que inevitablemente nos conduce al concepto de innovación, requiere cambio constante, pues lo que hoy es original mañana dejará de serlo, y para este caso es vital diseñar e inaugurar nuevas formas de captar la atención de un público cada vez más exigente.

Todos somos parte de esta industria, pues todos tenemos la necesidad de comunicar un mensaje. Todos queremos hacer escuchar nuestra voz de forma clara y concisa, y con ello obtener un beneficio. Todos somos anunciantes y estamos en busca del mejor medio para transmitir nuestro anuncio, y aquí radica la importancia de la publicidad: es un arte que fusiona talento, movimiento y cambio para satisfacer nuestras necesidades comunicativas.

Ante estos argumentos, no nos queda más que reconocer el papel protagónico que la publicidad tiene en nuestras vidas y dentro de las mismas organizaciones, que en este espacio serán objeto de análisis y reflexión en lo concerniente a su relación con la ciencia publicitaria.

Las empresas, sin importar el giro, buscan “conectarse” de manera profunda con distintos nichos de la sociedad o públicos objetivo; quieren diseñar estrategias que les permitan obtener respuestas positivas de dichos segmentos del mercado; y aunado a esto, buscan colonizar nuevos mercados para ampliar su margen de ganancias.

Es aquí donde el publicista y el mercadólogo se convierten en focos de interés, pues sus habilidades acaparan la atención de propios y extraños desde el momento en que dan a luz las ideas o, en su caso, las estrategias concretas para la consecución de cualquier objetivo, apoyados de otros expertos, provenientes de otras áreas pero de naturaleza afín: comunicólogos y diseñadores, por ejemplo, así como especialistas en temas de desarrollo web, redacción, construcción de marca, análisis de datos, etcétera. Todos ellos, en conjunto, constituyen un gigante especialista en traer a la realidad hasta la más abstracta de nuestras ideas.

Con la misma importancia que poseen áreas como tecnología, finanzas y contaduría o recursos humanos, la mercadotecnia y la publicidad se han abierto paso dentro de todas las estructuras organizacionales. Sea que las empresas instalen sus propias áreas destinadas a estos esfuerzos o sea que contraten agencias externas, el hecho es que los profesionales dedicados a brindar dichos servicios han sabido posicionarse cada vez mejor hasta en las empresas más tradicionales, y esto no es ninguna sorpresa, pues ¿quién mejor que ellos para entender de posicionamiento?

Desde luego, ésta ha sido una labor titánica que, como señalamos al principio de este artículo, ha logrado ser valorada gracias a un trabajo de investigación constante, de adaptación y, sobre todo, de evolución.

Vivimos desde hace varios años dentro de la era digital. Hoy, el éxito de un negocio depende en buena medida de las nuevas estrategias mercadológicas y publicitarias, que conlleven a la toma de decisiones eficientes para el cumplimiento de distintos objetivos. Claro que decirlo (o en este caso escribirlo) es más fácil que hacerlo, pues la idea de diseñar estrategias exitosas depende de distintos factores, como el desarrollo de un pensamiento crítico y objetivo, la capacidad para identificar buenas oportunidades de negocio y, por último, pero no menos importante, el contar con la habilidad de resolver los innumerables retos del mundo profesional.

Naturalmente, lo anterior es sólo la punta de un gran iceberg que nos invita a visualizar un fondo mucho más complejo y técnico. Dentro del ámbito de la mercadotecnia, es necesario percibir distintos elementos que en la actualidad son clave para la construcción de una estrategia exitosa. Hoy, la tendencia señala que los esfuerzos dirigidos a la construcción de un negocio sostenible no deben estar enfocados en la marca, sino en la persona. Esta idea es sencilla pero contundente, y las organizaciones que logran visualizar su importancia son aquellas que tienen la capacidad de abrir la puerta a nuevos negocios de manera constante, tal como lo ha hecho la Asociación Mexicana de Agencias de Publicidad.

Convencida de que conectar emocionalmente con las personas fortalece la posibilidad de inspirar al consumidor en la toma de decisiones consientes a la hora de elegir un producto o un servicio, la AMAP ha adoptado un modelo de habilidades y competencias que prioriza la sensibilidad, tanto en la forma como en el contenido de sus distintas comunicaciones. Dicho modelo de negocio ha representado un parteaguas en el crecimiento de la Asociación, y es por ello que hoy ofrece la oportunidad de profundizar en su valiosa visión mediante una cátedra que adquiere su máxima expresión en el Diplomado en Estrategia Publicitaria y de Comunicación, desarrollado en conjunto con la Escuela Bancaria y Comercial.

Gracias a la alianza establecida entre la EBC y la AMAP, en no viembre de 2017 fue puesta en marcha una serie de acciones que primeramente beneficiaban a la Licenciatura en Administración de Negocios de Comunicación y Entretenimiento y a la Licenciatura en Mercadotecnia, para promover una visión profesional más amplia en los estudiantes de dichos programas. Este trabajo evolucionó gracias al esfuerzo y a la apertura de ambas instituciones. Como resultado de ello, hoy vemos consolidado un nuevo e innovador programa de Educación Continua.

La propuesta de impartir un diplomado de esta naturaleza dentro de una escuela de negocios, encuentra su valor en desmitificar a la publicidad, entendida erróneamente como el mundo de los locos y de la gente que hace las cosas por ocurrencia, pues mediante este programa queda evidenciado el gran impacto que tiene la industria publicitaria en el aspecto económico y social.

Partiendo de tal planteamiento, los representantes de la AMAP encontraron en nuestra institución una puerta abierta para contribuir al desarrollo del talento a través de una relación de largo alcance que permitiera profundizar en el ámbito de la administración y las finanzas desde una visión mercadológica. Esta misma visión ha permitido dimensionar nuevas y prosperas oportunidades para los especialistas en negocios que buscan incursionar en el mundo de la publicidad, pues como señala Sergio Armando López Zepeda, actual Director Ejecutivo de la Asociación, “en la actualidad, distintas empresas aún poseen el pensamiento erróneo de que la publicidad representa más un gasto que una inversión. Como empresario, es necesario ampliar el rango de ingresos a través de herramientas como la estrategia publicitaria. También es importante comprender que en la disciplina mercadológica estamos presenciando una evolución sin precedentes: la era digital ha cambiado la manera de hacer las cosas y esto ha provocado que la industria de la mercadotecnia busque redefinirse, impulsar nuevos valores y nuevos alcances para ofrecer al mundo de los negocios. Con estos conocimientos, contribuimos nosotros desde la AMAP”.

La apuesta está hecha. Este nuevo programa de posgrados cumplirá con brindar conocimientos sólidos en estrategias publicitarias y de comunicación, centradas en los consumidores para el logro de los objetivos de negocio de las organizaciones.

Asimismo, busca dirigir su contenido a aspirantes que cuenten con conocimientos en fundamentos de mercadotecnia, con habilidad y gusto por el uso de la tecnología y con estudios previos sugeridos en Comunicación, Diseño, Mercadotecnia y Administración. Desde luego, el cumplimiento de estos criterios no es obligatorio para la inscripción del participante.

El Diplomado en Estrategia Publicitaria y de Comunicación comenzará con su primer módulo el sábado 30 de junio del presente año y se impartirá en el edificio de Dinamarca 32 de Campus Ciudad de México.

En una época de cambio y creatividad, la EBC continúa aliándose con las más prestigiadas instituciones, para ofrecer nuevas y mejores oportunidades profesionales a su comunidad estudiantil.